Envío gratis a partir de 18 €

Mascarilla facial revitalizante | Natura Siberica

Mascarilla facial revitalizante | Natura Siberica

5/5

15,26

-15%

100 ml

Nutre y tonifica la piel
Aporta calma y suavidad
Devuelve la flexibilidad
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on print

15,26

-15%

¿Quieres ahorrar?

Unidades 1 3 6 12
Precio/unidad 15,26 14,65 14,19 13,73

Ahorra comprando para varios meses. 

No hace falta ser muy mística para saber que la piel te da señales de malestar. Cuídala con esta mascarilla y fortalece tu relación con ella.

Solo te faltan 29,00 para seleccionar tu regalito

Descripción Mascarilla facial revitalizante | Natura Siberica

Si viviésemos en un mundo en el que las pieles hablasen, estaríamos sordos.

Bueno, en realidad ya lo hacemos. Lo que ocurre es que hablan en silencio; su idioma no se pronuncia por las palabras, lo hace a través de las señales. Señales que ignoramos unas cien veces hasta que, al final, nos damos cuenta cuando ya es desesperante.

Estaríamos sordos porque los chillidos serían descomunales, presos de la exasperación.

Si por una sola vez escuchásemos a nuestras pieles con detenimiento, veríamos cómo la melodía es armónica al principio. Un lenguaje sencillo de entender al que, simplemente, no prestamos atención. Pero que con el tiempo se va entristeciendo por abandono.

Siempre es un buen momento para empezar a hacerlo y ponerle un compás que marque el ritmo adecuado. Ese ritmo que sigue los pasos de una mascarilla revitalizante que vigoriza, despierta y le da vida a la piel. La misma que le has estado quitando por no escucharla.

Lo que más nos gusta

  • La salud es lo primero: por eso esta gama de productos, como la mayoría de Natura Siberica, está elaborada con un mínimo de 97% (en este caso 99%) de ingredientes de origen natural y vegetal. Y no se puede poner en duda que una composición así no puede ser otra cosa que saludable.
  • Unión poderosa: la que forman las hierbas siberianas con el componente estrella de esta línea de cuidados, la Rosa de Mayo. Una fusión creada especialmente para exprimir los beneficios de todas ellas y derrocharlos sobre tu piel.
  • Con luz verde: la de Ecocert, que ha certificado con el sello Cosmos Natural toda la gama. ¿Y sabes lo que eso significa? Que todos los productos que la componen están hechos de puro compromiso. Compromiso con el planeta y con las personas que viven en él, ya que son de producción ecológica.

Lo que nos enamora

  • El placer que le da a la piel. Con una textura en crema muy ligera, ejerce un efecto tonificante y estimula su regeneración. Aumenta la elasticidad y le ofrece protección frente a los odiados radicales libres.
  • Sensación de suavidad y renovación desde el primer uso. La nutre profundamente, le da calma, le aporta flexibilidad y deja como resultado una tez más tersa, suave y brillante.
  • Aroma dulce muy suave que convierte este ritual en un momento muy agradable. Es el recuerdo de que tu piel puede volver a emitir una preciosa melodía.
  • El aspecto radiante que deja en la piel. La vigoriza y le aporta un brillo como el que te sale en los ojitos cuando te gusta lo que ves.

Los culpables de su encanto

  • Rosa de mayo: si es la protagonista de esta colección es por algo. Es un ingrediente muy relajante y descongestionante. Provoca alivio instantáneo de la pesadez propia de la sequedad y contribuye a revitalizar y recuperar la elasticidad de la piel.
  • Rosa de Damaso orgánica: juntamente con la Rosa de Mayo, ejerce una acción tonificante sobre la piel y estimulan su regeneración, haciendo que se sienta más suave y flexible.
  • Extracto orgánico de geranio siberiano: ayuda a neutralizar a los radicales libres y su efecto sobre la piel, derivando en un retraso del envejecimiento prematuro y contribuyendo al incremento de elasticidad.
  • Aceite orgánico de germen de trigo: es otro foco más de aumento de maleabilidad de la piel. Además, la nutre, le aporta calma y consigue que luzca mucho más tersa, suave y renovada.

¿Cómo usarla?

Con criterio y poniendo la atención sobre tu piel (incluso aunque no sea la primera vez que lo haces).

Aplica sobre la mano la cantidad equivalente a un par de avellanas y frota con la otra mano. Extiéndela por cara, cuello y escote. Sobre todo, asegúrate ante de tener la piel limpia y seca. Déjala actuar durante 10 minutos.

Después, retírala con agua tibia hasta que no quede ni rastro (físico) de ella. Decimos físico porque el sensorial te acompañará durante el resto del día.

Puedes usarla hasta dos veces por semana.

Truco de la casa:

No apliques la mascarilla directamente sobre la piel sin trabajarla un poco. Frótala entre tus manos y aplícala cuando sientas que ya no está tan fría: eso favorecerá una mejor absorción.

A veces puede parecer una tontería, pero el movimiento de las manos influye mucho en cómo los productos inciden en nuestra piel, por eso es recomendable que lo hagas con movimientos circulares que estimulen, desde un principio, la circulación sanguínea.

Esta crema forma parte de la colección Sibérie Mon Amour. Imprégnate de ella – literalmente – y conquista el mundo tú solita.

 

Categorias

En Soyes utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte contenido acorde a tus preferencia (Ver Política Cookies)