Envío gratis a partir de 18 €

Lily Lolo | Lápiz de labios - Ruby Red

Lily Lolo | Lápiz de labios - Ruby Red

5/5

8,07

-15%

1,1 gr

Textura cremosa no pegajosa
Da efecto mate sin resecar
Proporciona gran definición
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on print

8,07

-15%

¿Quieres ahorrar?

Unidades 1 3 6 12
Precio/unidad 8,07 7,75 7,51 7,26

Ahorra comprando para varios meses. 

Lo de ser una payasa lo llevas en la sangre. Pero no hace falta que también lo lleves en los labios. Aplica este lápiz antes del color y evita el show.

Solo te faltan 29,00 para seleccionar tu regalito

Descripción Lily Lolo | Lápiz de labios – Ruby Red

A todas nos ha pasado. Y la que diga que no, miente.

Sales de casa divina de la muerte, con un amor propio que no te aguantas ni tú misma (oye, que eso a veces viene de lujo, todo hay que decirlo).

Te miras al espejo, te vienes arriba y te quieres más que nunca. Es uno de esos días que te ves y dices: madre mía, estoy que parto cuellos.

Y ole tú por ser capaz de reconocerlo con toda esa naturalidad.

Pero entonces llega el momento crítico. Vas al baño y descubres que eres un payaso. Y no porque se te haya rebelado algo y hayas visto que eres muy divertida, precisamente. Resulta que el maquillaje de tus labios se ha desparramado de tal manera que casi parece que hayas practicado arte abstracto con tu boca. Y si fuese así tendría mucho mérito, pero es que no tiene nada que ver con eso, ¿verdad?

Ya… no te preocupes, esto es un hecho universal: sin perfilador, el maquillaje acaba siendo siempre una explosión de color (literalmente). Pero como aquí tenemos soluciones para todo, te traemos este lápiz de labios que te prevendrá de ser la reina impuesta del trampantojo.

Lo que más nos gusta

  • Hecho con arte: pero no como el que tú derrochas por la boca (sin querer). Con ese que tienen los productos naturales: libre de tóxicos y con una composición de ingredientes vegetales y minerales que no solo impiden que te salgas de la raya, sino que también aseguran que por dentro todo esté bien hidratado y con una sensación de confort tan agradable como ver un dibujo bien hecho.
  • Simplificando: porque como es poco complicada la vida a veces, para que encima te la líen más todavía. Por eso es de aplicación muy sencilla, rápida y cómoda. Eso sí, en el tema del pulso ya no podemos ayudarte. Desde aquí tendrás nuestro apoyo moral.
  • Para todas tus facetas: desde la más sensual hasta la más natural. En distintas tonalidades que te acompañarán en función de cómo te sientas ese día. Ahora bien, por muy inspirada que estés, sé consciente de que tus obras cogerán un carácter más… geométrico que antes. Ah, por cierto, y una de ellas es vegana: Soft Nude.

Lo que nos enamora

  • Su fórmula reconfortante. Es suave y no reseca, ya que está hecha con aceite de coco, que es tremendamente nutritivo, aceite vegetal hidrogenado, que es muy suavizante, y cera candelilla, que asegura que el color se mantenga intacto y además evita la pegajosidad.
  • El efecto mate que da a los labios. Pese a no ser seco, no genera brillos ni destaca por encima de tu labial. Permite crear un buen perfilado sin acabar pareciendo un besugo. Proporciona un acabado natural, elegante y duradero que alarga, a su vez, la permanencia de la barra de labios.
  • Su versatilidad: gracias a su textura y efecto en los labios, permite usarlo solo como perfilador o incluso como labial, difuminándolo por todo el labio. Eso sí, en el segundo caso te tocará tener un poco más de paciencia. Pero, sea como sea, olvídate del efecto payaso.
  • Su definición, por supuesto. Si un lápiz de labios no define, ¿qué nos queda? Nos encanta la precisión que da, se desliza con facilidad y permite enmarcar y rellenar los labios suavemente y con gran comodidad.

Los culpables de su encanto

  • Aceite vegetal hidrogenado: su principal característica es que tiene efecto suavizante. Contribuye a mantener el buen estado de la piel sin resecarla y, además, es culpable de que la fórmula de este lápiz sea tremendamente cómoda y de aplicación muy sencilla.
  • Aceite de coco: es uno de los mejores remedios para los labios agrietados. ¿Qué significa esto? No, no puedes usarlo como bálsamo, pero cuando uses el perfilador no tendrás que preocuparte por si acabas pareciendo un trozo de cartón, ya que gracias a su efecto hidratante no te resecará en absoluto.
  • Cera candelilla: es otro ingrediente hidratante que además asegura que el resto de componentes estén bien integrados entre sí. Propicia una sensación agradable en la piel y permite que el resultado no sea nada pegajoso.

¿Cómo usarlo?

Igual que lo hacías con los lápices de colores cuando eras pequeña: procurando no salirte de la línea.

Asegúrate siempre de que antes de empezar la punta del perfilador esté bien afilada. De no ser así, el delineado podría salirte demasiado grueso o un poco borroso. Después, tan solo es cuestión de técnica:

  1. Traza una línea desde la parte más alta del labio (lo que se conoce como arco de Cupido), siguiendo la forma en M que crea desde la parte de dentro hacia fuera. Haz lo mismo con la parte inferior del labio, de modo que ya tengas marcado todo el centro.
  2. Marca las comisuras de fuera hacia dentro. Siempre sin estirar el labio, ya que si lo haces, al volver a su posición original se formará una línea que no es real y poco estilizada (llena de irregularidades).
  3. Completa la línea que queda desde las comisuras hacia el centro del labio.
  4. Con un pincel limpio para labiales, empuja con cuidado desde la línea que has marcado hacia dentro del labio, para suavizar la línea, dar un aspecto más unificado y hacer que se integre mejor con el labial o el brillo.
  5. Rellena el labio con el producto que más te apetezca.

Truco de la casa:

La forma en la que aplicas el lápiz delineador puede ayudarte a crear efectos muy distintos en tus labios:

  • Si quieres afinarlos, traza la línea justo por la parte interna de la propia línea del labio. De esta forma reducirás su grosor visiblemente. Especialmente si lo combinas con una barra de labios oscura, que siempre crea un efecto reductor del espacio (efectivamente, lo de que el negro adelgaza no es ningún mito).
  • Si quieres hacerlos parecer más gruesos, traza la línea por la parte más externa del labio, tratando de ampliarlo lo máximo posible dentro de sus propias medidas, y siempre sin llegar a dibujar una boca que no existe (eso queda tremendamente feo y artificial, haznos caso). Para potenciarlo todavía más, usa un perfilador que sea en tono claro y rellénalos con el mismo. Despúes aplica brillo encima y ¡voilá!, labios más voluminosos para vos.

Categorias

En Soyes utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte contenido acorde a tus preferencia (Ver Política Cookies)