Envío gratis a partir de 18 €

Lily Lolo | Lápiz de ojos natural - Brown

Lily Lolo | Lápiz de ojos natural - Brown

5/5

8,07

-15%

1,14 gr

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on print

8,07

-15%

¿Quieres ahorrar?

Unidades 1 3 6 12
Precio/unidad 8,07 7,75 7,51 7,26

Ahorra comprando para varios meses. 

Reconozcamos que las mujeres a veces somos malas. Pero en algo sí nos ayudamos: el makeup. Por eso te recomendamos este lápiz de ojos.

Solo te faltan 29,00 para seleccionar tu regalito

Descripción Lily Lolo | Lápiz de ojos natural – Brown

Es la hora de las confesiones.

Una relación de amigas no se consolida hasta que se cuentan sus mejores secretos. Y para nosotros, no hay duda de que uno aquellos que cualquier mujer tiene bajo llave es todo lo que hay en su fondo de armario.

Que ¿por qué es un secreto? Pues porque, básicamente, es lo que la define. Nunca sabes lo que una mujer puede tener en sus «básicos». Además, guardar un poco de misterio siempre nos hace más interesantes. Dicho esto, sabemos que ambos queremos tener una bonita amistad, así que empezamos nosotros. Cosas que nunca pueden faltar en nuestro fondo de armario:

  • Un black dress. Eso sí, el nuestro no es como el de Coco Chanel. Ni de lejos. El nuestro es más bien estilo Zoey Deschanel (si no sabes quién es, nuestra amistad termina aquí).
  • Un buen combo limpiador + crema hidratante. Es el mínimo de mínimos. O lo tienes, o estás llevando tu vida muy mal.
  • Un eyeliner negro. También conocido como lápiz de ojos.

Parece una tontería, pero ni todas las mujeres tienen lo mismo, ni es igual en caso de coincidir. Pero nosotros estamos seguros de que en el tercer punto sí que lo haremos. Porque, con esto, no hay discusión posible: tiene que ser el lápiz de ojos natural de Lily Lolo.

Ah, ¿que no lo tienes todavía?

Lo que más nos gusta

  • Más que un básico: es maquillaje mineral. E hidratante. Y libre de tóxicos. Y rico en ingredientes nutritivos. Tiene un extra de peculiar y otro tanto de natural. Algo a lo que no todos los rostros están acostumbrados, pero deberían. Porque el primer punto para ser de uso obligado es que respete tu piel.
  • Te simplifica la vida: porque es muy sencillo de usar. No se atasca, no se reseca antes de que acabes el delineado y es muy fácil de retirar. Responde a lo que cualquier lápiz de ojos debería ser.
  • Es versátil: la premisa básica de cualquier básico de tu armario – valga la redundancia -. Sirve para hacer cualquier maquillaje que te propongas: delineado sencillo, smokey, ojo gatuno o simplemente intensificar la mirada. Para cada día y para cada persona.

Lo que nos enamora

  • Que lo primero sea lo primero. Textura cremosa que tiene el punto justo de todo: no es seca ni es grasa, lo cual hace que sea una herramienta súper cómoda de usar y muy suave al contacto con la piel. Sí, querida piel sensible: también es para ti. Apta para el clásico delineado o para transformarla en una sutil (o no) sombra de ojos. Deslízalo por tu párpado como quien desliza percheros por el colgador.
  • Pigmentación y durabilidad. Es obvio que todas buscamos maquillaje que, por un lado, tenga presencia y, por otro, aguante nuestro ritmo. Incluso si eso es pasarnos el día haciéndonos selfies. Por eso destacamos la intensidad de sus tonos y, sobre todo, su permanencia en la piel sin dañarla.
  • Comodidad ante todo. Se adhiere a la piel sin ser agresivo ni resecarla. No solo es cómodo de usar, también es cómodo de llevar. Tiene una fijación propia de cualquier producto de larga duración que no molesta ni deja marcas. Que te preguntarás ¿cómo podrías dejar marcas con los párpados? Pues allá tú con tus costumbres, nunca se sabe.

Los culpables de su encanto

  • Aceite de jojoba: su principal característica es que humecta la piel. Eso asegura que mantenga su hidratación y, en el caso de un producto como este, garantiza que no la reseque ni resulte difícil de retirar.
  • Manteca de karité: hidratante por excelencia, ayuda a mantener la piel tersa, suave y elástica. Además, contribuye a ralentizar su proceso de envejecimiento. ¡Si es que no hay nadie que se resista a ella!
  • Cera de candelilla: es otro ingrediente hidratante (ahora estás entendiendo por qué es un producto tan cómodo, ¿verdad?) que además asegura que el resto de componentes estén bien integrados entre sí. Propicia una sensación agradable en la piel y permite que el resultado no sea nada pegajoso.

¿Cómo usarlo?

Como más te represente. Es decir, la aplicación variará dependiendo de lo que quieras conseguir, pero siempre deberás partir de un párpado ligeramente tensado con el dedo desde la parte superior (nunca desde el lateral) y haciendo un delineado suave que vaya desde la zona del lagrimal hacia la parte externa.

Es ideal para engrandecer la mirada y darle un punto de potencia que represente tu personalidad.

Truco de la casa:

Si sueles maquillar el resto del rostro antes que el ojo (es lo más habitual), te aconsejamos que uses un disco desmaquillante para colocar debajo del dedo con el que sujetas la piel para tensarla. Así te asegurarás de no dejar ninguna marca en la base ya aplicada ni de llevarte el producto y tener que repetir su aplicación. Importante, además, que para mover el dedo lo hagas levantando el disco y colocándolo en el siguiente punto de sujeción, ya que si lo arrastras también te llevarás el maquillaje.

Categorias

En Soyes utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte contenido acorde a tus preferencia (Ver Política Cookies)